📦Envíos a toda Europa.

Mantenimiento y Cuidado del Betta Splendens – Guía completa

Comenzar un acuario con un betta splendens es muy fácil. Son peces sencillos de cuidar y se adaptan bien a las rutinas de mantenimiento. Si quieres tener un acuario con un solo habitante, este es uno de los mejores peces. Además, sus colores vibrantes son muy atractivos y son el centro de atención en un acuario.

¿CUAL ES EL HÁBITAT DEL BETTA SPLENDENS?

Estos son uno de los peces de acuario más populares que existen actualmente. En el pasado, se organizaban luchas de en las que estos peces combatían entre sí, mientras que los espectadores organizaban apuestas.

El pez luchador o pez siamés, como también se le conoce al betta splendens, es originario del sudeste de Asia. Procede de regiones como Tailandia, Camboya, Malasia y Laos donde es muy común verlos. Suelen vivir en aguas lentas y estancadas como pantanos o pequeños arrozales. Son de agua dulce y se encuentran muy cómodos en las llamadas aguas negras. Se trata de lugares donde la coloración del agua se tiñe de colores oscuros debido a los taninos y a la materia vegetal en descomposición.

Betta proviene del dialecto vernáculo de Malasia que denomina a los peces de esta especie. Por otro lado, splendens viene del latín y significa brillante o reluciente. El betta splendens pertenece a la familia de los Osphronemidae.

Los colores oscuros del hábitat natural del betta splendens se deben a que todas las hojas oscuras que caen hacia las pequeñas corrientes de agua, oscurecen todo el hábitat natural del pez betta. Los taninos, propios de esos lugares, también contribuyen a esta coloración. A continuación añadimos la ficha técnica de este pez.

FICHA DEL BETTA SPLENDENS

 Nombre Betta, pez Luchador de Siam
 Orden Perciformes
 Familia Osphronemidae
Nombre científico Betta splendens
Tamaño del acuario (óptimo) 20 – 30 litros
Dificultad Fácil
Cría Media
Talla 6 – 7cm
Temperatura óptima 26 – 30°C
PH óptimo 6.0 – 8.0
GH óptimo 4 – 14
KH óptimo  3 – 6
 Dieta Carnívoro/Omnívoro
 Comportamiento Territorial
 Esperanza de vida 2-3 años

¿CUALES SON LOS PARÁMETROS DE AGUA DEL PEZ BETTA?

Debido a los activos que se descomponen en el agua, esta suele ser bastante ácida. Incluso, el agua de estas regiones puede registrar un ph inferior a los 5 puntos. Los parámetros del agua se caracterizan por carecer de calcio y magnesio. A estas fuentes se las considera aguas blandas o muy blandas.

Las especies de pez betta que se encuentran en las tiendas suelen ser distintas a las que se encuentran en la naturaleza. Debido a un cruce genético constante en la cría de esta especie, podemos ver que han mutado bastante en su colores respecto a las condiciones de los peces betta que se encuentran en la vida silvestre.

Mientras que los peces de las tiendas de acuarios son muy coloridos y vibrantes, los que se encuentran en la naturaleza poseen colores oscuros. Esto se debe a que es una condición de supervivencia y mantienen estos colores para adaptarse mejor a su entorno natural y camuflarse de posibles depredadores.

El sistema de laberinto, en el que se desarrolla su sistema respiratorio, le permite sobrevivir en condiciones difíciles. Estos peces podrían terminar en pequeñas charcas de agua que terminan por secarse muy pronto, bajas en oxigeno, estos peces son capaces de respirar el aire de la superficie. Justo aquí es donde el pez betta tiene un sistema branquial que le ayuda a sobrevivir por algún tiempo en estas condiciones. Esto le da oportunidad de saltar de charco en charco hasta llegar al agua.

¿CUÁNTO CRECE UN PEZ BETTA?

En cautividad, estos peces pueden crecer hasta 6,5cm según algunas características dependiendo de la especie y cuidados. Se pueden encontrar peces betta de aletas cortas y peces de aletas largas.

Los betta splendens se caracterizan por sus colores. Entre los más comunes, se encuentran los que tienen tonalidades verdes, marrones, azules, rojos y grises.

COMPORTAMIENTO DEL BETTA SPLENDENS

Los peces betta son bastante tranquilos y pacíficos, menos los machos cuando se encuentran entre si . Si metes la mano en el acuario, verás que muy pronto corren hacia ella mostrando curiosidad.

Mantener a un pez betta en casa es fácil. Después de establecer una rutina de mantenimiento, verás que no es nada difícil convivir con estos peces. Sin embargo, debes darles condiciones de vida en cautividad en la que se puedan sentir cómodos. Recuerda que estos son peces sumamente sensibles y perciben mucho más de los que crees.

ACUARIO PARA UN PEZ BETTA SPLENDENS

Muchas personas creen que como los peces betta viven en lugares como arroyos o pantanos de agua estancada, en una pequeña urna se sentirán cómodos. La realidad es que no. Un pequeño arrozal puede ser más grande de lo que pensamos, por lo que un pez betta en condiciones de vida salvaje tiene mucho espacio disponible.

Además, si la urna no es lo suficientemente grande, puede derivar en condiciones pobres de agua para tu pez. A partir de 20 litros es la medida mínima en la que estos peces pueden vivir cómodamente. Un acuario de esta capacidad es una buena medida para un pez betta o una pareja, pero siempre, cuanto mas espacio mejor.

SISTEMA DE FILTRACIÓN

Este es un punto importante para tener una buena calidad de agua para tu betta. Recuerda que si los microorganismos y los desechos orgánicos que se desarrollan en el agua del acuario no son filtrados y tratados como deben, pueden causar enfermedades muy peligrosas para los habitantes del acuario. Un filtro que tenga la capacidad de entre 4 y 5 veces la capacidad total de agua, está bien para este pez.

Recuerda que los peces orinan y defecan en el agua y estos desechos bajan hasta el fondo y empiezan a descomponerse. Justo aquí es cuando se empieza a liberar amoniaco que entra en las cadenas del agua y llega a quemar las branquias de los peces. El nitrito se puede acumular en el acuario, y aunque es menos tóxico que el amoniaco, no se debe dejar que se acumule en exceso, para esto, las colonias bacterianas del filtro nos ayudaran en gran medida a que se descompongan en sustancias menos tóxicas.

PLANTAS PARA ACUARIO DE BETTA SPLENDENS

Esos peces están acostumbrados a vivir en regiones donde la vegetación es abundante. Plantas flotantes como la lenteja de agua, Phyllantus fluitans, Riccia o Nymphaea le van muy bien a estos acuarios. Ten en cuenta que las plantas ayudan a mantener el agua de tu tanque limpia ya que consumen los compuestos nitrogenados.

Las hojas secas también son una gran idea. Cuando estas empiezan a descomponerse, empiezan a crecer microorganismos sobre ellas que se pueden convertir en una fuente de alimento secundaria muy importante para tu pez, el biofilm. Además, los taninos que expulsan estas hojas son beneficiosos para el desarrollo y la salud de los peces betta.

Recuerda que esta especie habita en lugares con corrientes de agua lentas, por eso un filtro de esponja ayudará a que la corriente de agua esté calmada y el betta splendens se sienta cómodo y tranquilo en casa.

Es recomendable no llenar tu acuario al máximo, estos peces son muy buenos saltadores y busca un modelo con tapa porque tu pequeño compañero necesita el aire húmedo que se encuentra en la superficie. Además, esto ayuda a fortalecer su musculatura. Mantener tapado tu tanque es importante para que tu pez saltarín no salga del acuario.

¿DONDE COLOCAR EL ACUARIO DE UN PEZ BETTA?

Es posible que quieras que tu pez sea el centro de atención en casa. Es normal, estamos hablando de peces muy bonitos y con una anatomía que deslumbra con solo mirar, pero no los puedes tener en cualquier lugar de la casa. Las ventanas, la cocina o los lugares muy fríos no son un buen ambiente de vida para tu pez. Recuerda que la temperatura promedio debe mantenerse estable para que no afecte a tu mascota.

Si tu pez betta se encuentra en un lugar con demasiado ruido, puede llegar a sufrir de estrés. Las habitaciones suelen ser un buen lugar para tus peces. Son sitios donde puedes mantenerlos sin experimentar cambios de temperatura bruscos, mucho ruido y vibraciones a su alrededor.

Las corrientes de aire pueden ser más intensas de lo que piensas. Tal vez estás acostumbrado a los cambios de temperatura de tu ciudad, pero los peces betta splendens necesitan lugares más tranquilos, así que no los acerques a las ventanas donde pueden sufrir mucho frío o mucho calor.

DECORACIÓN PARA ACUARIO DE BETTA SPLENDENS

Los betta splendens son peces muy activos y curiosos. Lo vas a ver observar dentro de su pecera inspeccionando cada detalle y rincón, pero ten en cuenta que tu pez necesita espacio. Puedes incorporar decoraciones naturales como plantas y otros objetos como roca y madera. Estos les ayudarán a sentirse como en su habitat natural

También debes tener cuidado con los objetos afilados. Las aletas de los peces son muy delicadas y pueden sentir sufrir daños si se lastiman con un objeto con bordes puntiagudos. Las plantas ayudan mucho a crear un ambiente tranquilo y relajado, pero recuerda que cuatos más accesorios introduzcas, más grande debe ser la urna.

También puedes incluir luz al acuario, pero los peces betta realmente no necesitan exposición excesiva a la luz. En caso de que quieras proporcionarle un ambiente tranquilo y relajado con luces led, procura que no sean demasiado intensas y potentes para que el betta splendens no se estrese.

¿A QUÉ TEMPERATURA MANTENER UN BETTA SPLENDENS?

Estos peces provienen de regiones con climas tropicales, por lo que necesitan que la temperatura del agua no baje de los 20°C. También hay otras necesidades que tiene como un buen filtro y cambios recurrente de agua. Por otro lado, tampoco puedes dejar a tu pez expuesto a temperaturas mayores a los 30°C.

La homeostasis es el sistema que regula la temperatura en todos los seres vivos. Los betta splendens son susceptibles a los cambios y esto puede afectar su sistema inmunológico produciendo fatiga y cansancio y palidez. También debes tener en cuenta que ellos viven en ecosistemas donde la temperatura es constante durante todo el año.

Los bettas, al igual que todos los peces, no pueden regular su temperatura interna por si mismos, por lo que dependen de las condiciones exteriores para esto. Un cambio brusco de temperatura puede dificultarles nadar, comer y hasta respirar. Además, esta temperatura ayuda a mantener por más tiempo los nutrientes de la comida de los peces.

Los cambios en el metabolismo merman la calidad de vida de los betta splendens en condiciones muy frías. Debido a que no pueden regular su temperatura interna, sufren mucho el frío, lo que resultará en que nadan muy poco o dejen de nadar en lo absoluto.

También buscarán refugios en los niveles más bajos del agua y perderán el apetito, lo que puede conducir a un estado de salud muy peligroso. Debido a su metabolismo desacelerado en estas condiciones van a ser más propensos a bacterias y enfermedades porque su sistema inmune está debilitado.

TEMPERATURA DEL AGUA DEL PEZ BETTA EN VERANO

A parte de afectar su metabolismo, el agua caliente contiene menos oxígeno, por lo que los peces no pueden respirar bien. Debido a los cambios su metabolismo, tu pez se cansará muy rápido y le costará mucho más nadar y mantener una vida activa. Por último, las consecuencias graves de los cambios del metabolismo son el envejecimiento prematuro y la reducción de la esperanza de vida.

¿CÓMO MANTENER EL ACUARIO DE MI BETTA?

Ya sabemos que los peces betta splendens necesitan una corriente de agua suave y una temperatura regular. Ahora vamos a ver cómo mantenerla, estos recursos te resultarán de gran utilidad:

  • Termómetro. Algunos calentadores incorporan un termómetro, pero es mejor que compres uno aparte para contrastar y asegurarte de la temperatura del agua.
  • Calentador. Procura comprar un calentador de buena calidad y resistente. También asegúrate de que pueda apagarse automáticamente cuando el agua esté lo suficientemente caliente, en este caso estamos hablando de un termocalentador.
  • Cambia el agua de tu acuario. Cuando coloques agua nueva en tu acuario, procura que no cambie la temperatura, y si esto sucede, equilibrarse con agua caliente o fría según sea necesario. Si vas a agregar un poco más de agua la urna, hazlo paulatinamente para no generar cambios de temperatura demasiado rápido.

ALIMENTACIÓN DEL BETTA SPLENDENS

No tienes que ser un experto cuidador de peces para saber cómo alimentar a tu betta, con estas indicaciones y una rutina, tu pez estará feliz y sano en el acuario.

¿Alimentos vivos o secos?

Esta es una pregunta recurrente, pero lo mejor de los bettas es que pueden combinar ambas dietas. Ten presente que los peces betta son carnívoros, por lo que necesitan proteínas para nutrirse. La artemia, larvas y daphnias son un excelente platillo para ellos. También puedes incorporar insectos como mosquitos o moscas de frutas. Antes de darles algunos alimentos vivos o congelados, puedes darles alimento vegetal para que lo digieran mejor.

¿Qué comen los peces bettas en la naturaleza?

Debido a que es un luchador, no tienen problemas en encontrar otros animales con los que alimentarse. Los camarones de salmuera, larvas, pulgas de agua y otros hacen parte de su dieta diaria. Es importante que recrees estos nutrientes en la vida doméstica de este pez para que tenga una alimentación equilibrada.

Piensa que tu pez necesita de proteínas que va a conseguir de base otros pescados o insectos. Recuerda que no puedes alimentar a un pez betta exclusivamente con alimentos de origen vegetal como los que pueden necesitar otros peces de aguas tropicales. Así que no conviertas al betta en vegetariano porque pueden enfermar y hasta morir.

¿Cuántas veces debo alimentar a mi betta?

Entre una o dos veces al día es suficiente para que el pez esté contento y sano. Si lo haces dos veces al días, una debe ser por la noche y otra en la mañana. Procura ser muy puntual con sus horarios de comida para crear hábitos de nutrición y que la alimentación sea siempre en muy pequeñas cantidades.

Si tienes un pez betta splendens alevín, este necesita de comida adaptada a su tamaño varias veces al día para que pueda desarrollarse.

No tengas miedo de matar un pez de hambre, estos pueden sobrevivir hasta 15 días sin comer. Puedes implementar un plan de ayuno programado. Esto le ayudará a depurar su tracto digestivo y estar con más fuerza y energía, con no darle de comer uno o dos días alternos a la semana será suficiente.

¿Qué cantidad de comida debo darle a mi pez?

Alimentar a tu mascota en su justa medida es muy importante. De no hacerlo, esto puede traer problemas de salud a tu pez.

Si le estás dando pellets, con 2 o 3 barras medianas es más que suficiente una o dos veces por dia. Si se trata de comida liofilizada, vivos o congelados, 2 porciones en cada comida servirán para nutrir bien al betta.

Cuando se trata de alimentos granulados o más pequeños, puedes hacer una prueba para saber qué cantidad debes darle. Coloca 3 hojuelas en el acuario, si ves que las come todas, puedes agregar una más, hasta que veas que ha comido todas. Algunos peces comen de manera más lenta, pero si tu betta no come todo lo que le has dado después de 5 minutos, quiere decir que le has dado de más. Después de que tengas esta medida, sabrás cuanta cantidad darle en cada comida.

No le des comida de más, puede que esta se quede en el fondo del acuario y empiece a descomponerse. Esto afecta la calidad del agua en la que nada tu pez porque se liberan sustancias tóxicas que pueden ser perjudiciales.

¿Cuáles son los mejores alimentos para un pez betta?

Mantener una dieta variada para los habitantes de tu acuario es la mejor opción. Existen muchos productos a base de carne que replican muy bien la dieta silvestre que tienen estos peces.

  • Gusanos de sangre. Los bettas tienen un carácter muy bien definido, y si tienes uno de esos que es esquivo a muchas de sus comidas, con los gusanos de sangre disfrutará de todo un festín. Son muy nutritivos y al estar vivos le ayudará a su pez a ejercitar su habilidades de cazador. Aunque a tu pez le puede encantar esta comida, no la conviertas en la principal de su dieta porque carece de algunos nutrientes y aminoácidos esenciales para su nutrición.
  • Dafnia. Si quieres contribuir al buen funcionamiento del sistema digestivo de tu betta, este es el alimento ideal. Ayudan con el estreñimiento y el malestar digestivo.

  • Larva de mosquito y moscas de la fruta. Estos alimentos están muy presentes en la dieta de los bettas porque son una gran fuente de proteínas y se pueden encontrar muy fácilmente.
  • Peces pequeños. Como hemos visto, los peces siamés disfrutan mucho de la carne, por lo que otros peces más pequeños como alevines pueden formar parte de su dieta.

  • Comida en escamas. Este era un complemento perfecto para las comidas de tu pez. No son ideales para alimentar como comida principal, pero complementan cualquier comida. Carecen de algunos nutrientes que tienen los alimentos vivos, pero si necesitas una solución rápida, esta es una buena opción.

  • Pellets para peces. Estos son la versión mejorada de los copos. Tienen una cantidad de nutrientes mayor y de una forma equilibrada. Son bastante frescos y están muy bien para una dieta sana y balanceada, podemos encontrarlos en forma granulada de pequeño tamaño.

  • Alimentos secos y congelados. Las larvas y otros insectos recrean muy bien la dieta salvaje de los bettas. Si tienes que elegir entre los secos y los congelados, ten en cuenta que los secos pierden más nutrientes. En el proceso de deshidratación se comprometen ciertos aminoácidos esenciales y nutrientes, así que ten esto en cuenta al momento de dar de comer a tu pez.

Los peligros de la sobrealimentación.

Ten presente que el estómago de los peces es realmente pequeño y es muy probable que su apetito sea más grande que su estómago, esto es así por instinto. Los peces pueden resistir varios días sin ser alimentados, así que no caigas en la tentación. Puede que los veas nadar en la superficie para recibir comida, pero debes adoptar rutinas de alimentación estables. Estos son algunos riesgos y consecuencias de la sobrealimentación:

  • Hígado graso. Esto sucede cuando los peces comen en exceso y su hígado se vuelve incapaz de trabajar con normalidad. Esta enfermedad puede causar la muerte en algunas especies.
  • Podredumbre de la aleta. Las aletas de tu pez pueden tomar una aspecto diferente, parecido a un nacimiento de cabello, lo que suele suceder por la sobrealimentación.
  • Estreñimiento. Cuando los peces comen más de lo que su cuerpo puede digerir, sufren de estreñimiento y estrés.

Cuando hay demasiados residuos de comida en el tanque, el ph puede volverse aún más alcalino, lo que producirá que tu pez betta sufra de mucho estrés.

¿Qué hacer cuando sales de vacaciones?

Si sales de casa por un periodo corto como 2 o 3 días, no habrá ningún problema con que no los alimentes. Van a estar bien. Asegúrate de alimentarlos de buena forma algunos días antes de salir y será suficiente.

Si vas a estar fuera por más tiempo, es buena idea encargarle a alguién que los mantenga mientras tanto. Sólo asegúrate de dejarle instrucciones claras sobre el mantenimiento de tu betta. Haz un cambio de agua antes de irte y escribe la rutina de mantenimiento para que el cuidador sepa exactamente qué hacer durante tu ausencia.

CRÍA Y REPRODUCCIÓN DEL BETTA SPLENDENS

No hay demasiadas diferencias entre la alimentación y el cuidado de betta macho a un betta hembra, pero debes saber que la versión femenina del pez luchador no es más amistosa que su compañero macho. Son bastante territoriales y pueden ser agresivas con compañeros del acuario. Sin embargo, este comportamiento no es tan intenso contra los machos de su especie.

Las hembras sólo agreden cuando ven su espacio amenazado o ante un ataque. También debes tener en cuenta que si las condiciones de alimentación y del agua no son las adecuadas, pueden sufrir de estrés y agresividad.

Diferencias entre una hembra y un macho de betta splendens.

Puede que no reconozcas las diferencias entre los bettas, pero hay varias características que puedes tener en cuenta.

  • Tamaño. Los machos son ligeramente más grandes y pueden crecer hasta unos 6.5 o 7 cm, mientras que las hembras sólo alcanzan unos 5 o 5,5 centímetros. También debes tener en cuenta las condiciones de cría y la genética, pero estas son las medidas estándares de crecimiento.
  • Colores. Los bettas splendens son muy famosos por sus colores, pero una forma de diferenciarlos es que los colores de los machos son más brillantes y los de las hembras menos intensos.
  • Mancha de huevo. Esta es una marca que se encuentra entre la cola y las aletas. Este es el orificio por donde la hembra expulsa los huevos en el apareamiento.
  • Especies. Los criadores suelen denominar a las hembras sin más, hembras betta, pero los machos tienen más variedades. Además, la piel de las hembras se oscurece en el apareamiento.
  • Aletas.Las aletas anales, dorsales y caudales son más cortas en las hembras que en los machos. Mientras que algunos machos también pueden tener aletas planas.
  • Grupo de hembras betta splendens. Esta es una de las características más interesantes de las hembras. Se trata de un tanque en el que conviven de 4 a 6 bettas hembras. Si quieres criar a varios bettas juntos, recuerda que debes tener un acuario lo suficientemente amplio para que no se lastimen y mantengan su espacio.Una buena forma de mantener a estas hembras sin conflicto, es comprar un acuario con divisiones para que cada una tenga su espacio. Encontrar un espacio propio y determinado es muy importante para ellas, así que tenlo en cuenta.En estos casos siempre debes tener un filtro muy potente porque se multiplican las bacterias, agentes tóxicos y gérmenes en un acuario donde habitan mas peces. Pero recuerda que necesitan una corriente de agua lenta y tenue.

Apareamiento de los bettas.

Si quieres tener alevines de betta, vas a necesitar a los padres. En primer lugar debes destinar un acuario específico para que el macho haga los nidos de burbujas. Después de esto puedes juntarlos, si la hembra se siente lo suficientemente impresionada, empezará el cortejo.

Este momento puede ser un poco agresivo y el macho puede herir a la hembra, si esto sucede, es necesarios separarlos. Cuando todo sale bien y se han apareado, es necesario separarlos porque el macho puede intentar atacar a la hembra. Por otro lado, la hembra puede comerse los huevos.

Cuando los huevos estén en el nido, hay que limpiar el acuario con mucho cuidado para que los peces nazcan sanos. También es preciso poner una tapa en el acuario para que la plagas o insectos del ambiente no los ataquen.

Reproducción de los peces betta.

Las hembras de esta especie necesitan suficiente espacio para los huevos. plantas flotantes y otro tipo de objetos donde el macho pueda hacer el nido son muy importantes. El acuario debe tener una cubierta que mantenga el aire cálido y húmedo para que los alevines puedan desarrollar su órgano laberinto.

El macho construye el nido en las hojas o entre la vegetación en la superficie, pero no tolera a la hembra merodeando hasta que esté completado su trabajo. La hembra palidece y suelen aparecer unas rayas blancas en sus flancos. Debajo del nido se produce el desove en un abrazo típico de los osphronemidae con el macho siendo abrazado por la hembra.

En el punto del clímax se liberan la lecha y los huevos que la hembra recoge en sus aletas pélvicas para que luego el macho las transfiere al nido. En este punto la hembra recoge los huevos sueltos y esto se repite hasta que se agota la hembra.

Si no hay agresiones, ambos se pueden quedar en el lugar, aunque el macho se encarga del cuidado del nido. Después de 24 a 48 horas eclosionan los huevos, pero permanecerán unos 3 o 4 días más hasta que se absorba todo el saco vitelino.

El macho puede seguir cuidando los huevos y los trasladará a otro lugar si es necesario. Cuando los alevines nadan por sí mismos, el macho ya no se interesa por ellos, pero los adultos no suelen comerse a sus crías.

A los pequeños se les alimenta con infusorios y pasados unos días se les puede alimentar con micro gusanos y artemias. Sin embargo, debes tener cuidado porque un exceso de artemia puede afectar tu salud. Los cambios de agua deben ser pequeños y regulares para no afectar a los alevines.

Variedad de peces betta hembra.

Aunque los machos tienen mayores variedades, las hembras tienen algunas características muy interesantes. Veamos algunas.

Pez Betta Koi Hembra.

Estos son uno de los más atractivos porque sus colores y sus formas son similares a las de los machos. Sus colores oscilan entre los rojos, amarillo, dorados y palteados. Esta es una variedad ideal si quieres tener un grupo de bettas en casa porque son más pacíficos y tolerantes.

Pez betta cola velo hembra.

Para el apareamiento, esta es una variedad que ofrece verdaderos desafíos porque es una de las más agresivas. Sin embargo, su apareamiento es muy interesante porque resultan bettas con colores muy intensos y brillantes.

Deben ser separadas muy pronto de los machos para no provocar lesiones y sólo se debe intentar el cortejo con una cantidad limitada de bettas compañeros. Aunque es agresiva, suele llevarse bien con sus compañeras si se encuentra en grupo.

¿QUÉ PECES SON COMPATIBLES CON EL BETTA SPLENDENS?

Recuerda que las hembras son un poco más tolerantes que los machos. Las corydoras, camarones fantasmas, guppies y lochas kuhli, procura que no sean peces muy largos y que su piel no tenga colores tan intensos porque los estresan y los ponen alerta.

Si después de intentar la integración paulatinamente y darles un espacio amplio para todos en el acuario no logras que se lleven bien debes separarlos. Recuerda que los betta  pueden resultar agresivos con los demás habitantes del acuario.

Es posible que quieras añadir algunos compañeros a tu betta, pero tienes que tener algunas recomendaciones presentes. Estos no son peces amistosos y compartir puede ser muy difícil para ellos. Tampoco podemos hablar de variedades más agresivas que otras: cuando traes un betta splendens a casa nunca se sabe.

No debes mantener a dos bettas machos en un mismo acuario. Se van a lastimar y hasta pueden herirse de muerte. Las hembras son más tolerantes con sus compañeras, pero siempre hay que mantenerse alerta antes las posibles riñas.

Los peces payaso, cebra y bristlenose pueden ser buenos compañeros. Los pacificos como tetras, neones chinos y rasboras pueden convivir con un betta sin mayores peleas. Sin embargo, debes saber que el betta no necesita compañía y si incorporas otros peces al acuario no es para cubrir sus necesidades.

Evita especies similares al betta o de nado rápido que puedan lastimar sus aletas como los barbos. Los que tienen una piel colorida brillante no se llevarán bien con tu pez. Evita los Guppies, Guramis de colores muy intensos y otros laberíntidos, estos son un completo no.

Crear un acuario comunitario con bettas splendens no es una tarea fácil. Debes asegurarte de que sean compatibles y estar al pendiente de posibles agresiones. También debes estar preparado para separar al betta de los demás porque pueden ser muy impredecibles.

POSIBLES ENFERMEDADES DEL PEZ BETTA

Existen varias enfermedades que tu betta splendens puede sufrir, vamos a describirte algunas para que puedas reconocer sus síntomas.

  • Vejiga natatoria. Este es el órgano que permite a los peces flotar en un solo lugar sin tener que nadar. Sin ella, tu pez estaría nadando constantemente para mantenerse.Si ves que tu betta tiene problemas para mantenerse flotando y le cuesta quedarse en la superficie, puede que esté sufriendo esta enfermedad. Si tiene un nado torcido o el vientre inflamado, estos también son signos de alerta.
  • Pudrición de las aletas. Esta es una infección que puede tener un origen fúngico o bacteriano. Cuando se trata de un hongo, aparecerán manchas blancas por todas sus aletas, pero si se trata de una infección, sus aletas tendrán un aspecto como si se desmoronan en hilos. Si se trata de la infección verás que se oscurecen las puntas de las aletas y pueden verse rojas e irritadas.
  • Hidropesía. La hidropesía no se trata de una enfermedad como tal, estamos hablando de un conjunto de síntomas que revelan la mala salud de tu betta. Es preciso tener mucho cuidado porque casi siempre es mortal. Si te mantienes a tu pez cuidado y sano es muy baja la posibilidad de que sufra de hidropesía.Las escamas de piña son el síntomas más importante. Tu pez se inflama tanto que sus escamas sobresalen como si se tratase de una piña. Su estómago puede inflamarse y causa la curvatura de su espalda. Tiende a parecer muy cansado debido a la inflamación.
  • Terciopelo o velvet. Esta vez sí hablamos de un parásito que puede ser letal si no se trata. El signo más importante es una capa de una especie de polvo dorado sobre su piel. No se trata del parásito, sino de la forma en la que el pez trata de eliminarlo. Si ves que tu pez frota su cuerpo contra los objetos del acuario puede ser que esté intentando deshacerse de los síntomas. Si este parásito avanza puede causar otras enfermedades como el ojo nublado.
  • Ich o punto blanco. El Ich o enfermedad de punto blanco se caracteriza por secciones del cuerpo de tu pez que se vuelven blanquecinas. Se trata de un parásito muy contagioso que causa mucha comezón y molestias. Si no se medica puede afectar el sistema respiratorio de tu betta y terminar muriendo.
  • Popeye. Esta es una enfermedad en la que los ojos se hinchan demasiado y parecen que van a salir de la órbita ocular. Puedes sospechar del popeye si ves que los ojos de tu pez han cambiado de color y se ven nublados y con manchas de sangre. Cuando la córnea se inflama y se rompe empieza a derramar sangre. También puedes ver un aro blanco alrededor de los ojos del pez cuando la enfermedad está comenzando.
  • Ojo nublado. Con esta enfermedad tu pez empezará a tener problemas para nadar y buscar comida porque no logra tener una buena visión. También puedes observar que hay una capa de moco en su cuerpo como signo de la enfermedad.

  • Columnaris. La columnaris es una infección provocada por las malas condiciones del acuario de los bettas. Las aletas desgastadas y una especie de algodón sobre su cuerpo pueden revelar que esta infección esta atacando a tu pez. También puedes saber qué se trata de columnaris cuando aparecen úlceras y llagas en el cuerpo del pez y sus branquias se tornan de un color marrón.
  • Tuberculosis. Esta es una enfermedad que en los peces es diferente a la que padecen los humanos, así que no tengas miedo de un contagio. El gran problema de la tuberculosis es que cuando aparecen los síntomas notorios la enfermedad está bastante avanzada. Por lo general se presenta en peces con un sistema inmune debilitado. Si ve que su pez pierde peso, su cuerpo parece torcido, su piel cambia, puede que se trate de tuberculosis.
  • Enfermedad del agujero en la cabeza. Este es un padecimiento muy grave, pero que si se reconocen los primeros síntomas, el tratamiento puede ser muy favorable. Un primer síntoma puede ser un cambio en las heces, estas se vuelven blanquecinas y fibrosas. También puede observar que su piel cambia de color. Si la enfermedad del agujero en la cabeza no se trata a tiempo y se extiende por todo el cuerpo, puede tratarse del fin de la vida de tu betta splendens.
  • Trematodos branquiales. Los parásitos llamados trematodos se alojan en las branquias y en la piel de los peces. Puedes reconocer este parásito porque el cuerpo de repente se cubrirá de una especie de moco para luchar contra la infección. También es posible que su betta roce su piel contra todo para aliviar su comezón, lo que le provoca úlceras y heridas. Por último, y como un síntoma muy grave de la enfermedad, puedes ver como tu betta boquea buscando un poco de aire en la superficie. Este es un signo alarmante de que la enfermedad está afectando sus branquias.
  • Gusanos de ancla. Este es otro parásito que puede que puede alojarse en tu pez, aunque es muy raro que tu betta llegue a sufrir esta enfermedad. A pesar de lo que piensa la mayoría de la gente, no se trata de gusanos, son crustáceos que se alojan en los peces y van profundizando en su piel. Una que llegan hasta cierta profundidad, usan su cabeza para anclarse en el pez.Esta enfermedad permite que el cuidador vea los parásitos porque son suficientemente grandes para ser observados por el ojo humano. También se distinguen porque tienen colores verdes, rojos y blancos.De un modo similar a los demás parásitos, los gusanos de ancla provocan una comezón muy molesta en los peces. Esto hace que busquen cualquier cosa en el acuario que puede aliviar esta sensación. Si observas algunas llagas en la piel del pez, puede ser producto del roce constante. También se pueden ver problemas respiratorios porque los gusanos se hincan en los órganos de su pez, provocando dificultades respiratorias.
  • Tumores. Como la mayoría de animales que desarrollan algún tipo de tumor, su cuidador no tiene demasiadas posibilidades de actuar. Proveer un ambiente cómodo y agradable es el mayor esfuerzo que puedes hacer por tu pez.Si tu betta splendens ha desarrollado un tumor, no tienes que sentirse mal porque no es tu culpa. Desafortunadamente, estos tumores en los peces pueden llegar a desarrollarse independientemente del cuidado que reciban. Una buena forma de eliminar los peligros es alimentar bien y no dejar que los carcinógenos entren en el acuario.No hay demasiadas formas de darse cuenta de que tu pez tiene un tumor. Si el tumor se encuentra alojado en una cavidad profunda de su cuerpo, no hay forma de darse cuenta. Cuando los bultos aparecen y sobresalen en el exterior es una buena forma de reconocerlos. Sin embargo, ten en cuenta que no todos los bultos son tumores, se puede tratar de un absceso o de una úlcera.
  • Hemorragias. Las hemorragias no son muy comunes en los betta, pero puedes hacer algo si las observas. También se llama boca roja y puede ver manchas de sangre en la boca y en sus ojos. Este tipo de hemorragias es muy contagiosa, por lo que si su pez se encuentra acompañado, debe separarlo de inmediato.Ciertas decoloraciones rojas o rayas en el cuerpo de tu pez pueden delatar esta enfermedad. También puedes observar llagas abiertas en el cuerpo de tu pez, y en la medida que avanza la enfermedad, se van afectando órganos internos, por lo que es posible que lo veas boquear en la superficie porque tiene dificultades para respirar.
  • Pudrición bucal. Como puedes imaginarte, esta vez es la boca de tu pez la que se encuentra en problemas. Puede ser una de las primeras enfermedades de un betta. Los síntomas primarios son pocos y lentos, pero van avanzando. Lo bueno es que tu pez puede responder muy bien ante un tratamiento.Un síntoma de que la infección está comenzando, pero todavía no es grave, es que se observan algunas manchas blancas alrededor de la boca del betta splendens. Cuando la enfermedad está avanzando, estas manchas blancas toman una textura porosa similar a una esponja o un algodón, parecida a la columnaris.Algunas úlceras crecen alrededor de la boca producto de la infección. Cuando las infecciones están en una etapa muy grave, la boca y los labios del pez empezarán a mostrar signos de descomposición, como si cayeran a pedazos. La pudrición dificulta la alimentación de los peces, por lo que pueden estar mucho tiempo sin comer a causa de esta infección.

¿CÓMO LIMPIAR EL ACUARIO DE UN BETTA SPLENDENS?

El acuario de un betta debe recibir el mantenimiento apropiado. Aunque tengas un buen filtro, el agua almacena toxinas que se van acumulando y es necesario traer agua limpia y fresca a través de los cambios de agua regulares. En los siguientes puntos te explicaremos como cambiar el agua de un acuario pequeño, sacando al pez de la urna para que no se estrese, si el acuario es mas grande no tenemos por que sacar al animal.

  1. En primer lugar, lava tus manos muy bien. No queremos que transmitas gérmenes o bacterias al acuario. Si usas jabón, asegúrate de enjuagarlo todo muy bien antes de meter las manos en el agua.
  2. Desconecta todo el sistema eléctrico del acuario y si lo crees necesario, cubre el suelo y los muebles cercanos para que no se mojen.
  3. Prepara todo lo que vas a usar para limpiar. Para no tener que ir y venir continuamente por algo que olvidaste. También trae un tazón para que puedas mantener a tu pez mientras limpias su urna. No tiene que ser demasiado grande, sólo coloca un poco de agua del acuario y mantenlo en este lugar mientras limpias los cristales y sifonas el fondo.
  4. Tu pez puede sorprenderse si encuentra toda el agua cambiada. Puedes empezar por cambiar el 30% del total del agua e ir aumentando gradualmente hasta un 50%. No te preocupes, esta cantidad de agua no afectará en nada a tu pez y se sentirá más cómodo con algo del agua que ya conoce.
  5. Es momento de sacar al betta. Cuando ya tengas el agua separada para el pez trata de sacarlo del acuario con con un salabre para colocarlo en el tazón. Cuando lo saques de la pecera usa una tapa o tu mano para asegurarte que el betta no salte.
  6. Cuando ya has separado el agua que va a permanecer en la pecera, vierte el resto en el lavadero usando un filtro o recogedor para que los restos no se vayan por el desagüe. Ahora es momento de limpiar los cristales del acuario para eliminar posibles residuos de cal y restos de algas, esto lo puedes hacer con un raspador o un paño. No uses jabón en ningún accesorio ni en el acuario porque los restos pueden perjudicar al pez, todo el proceso de limpieza debe realizarse con el mismo agua del acuario, también debes sifonar el fondo para extraer los desechos orgánicos que se hayan podido acumular.
  7. Ahora es momento de volver a llenar el acuario. Introduce el agua nueva poco a poco para no levantar la grava del sustrato, utiliza un anticloro en el agua nueva como acondicionador. Después coloca el tazón con el pez en la pecera de forma inclinada, pronto el betta nadara hacia el agua.

VARIEDADES Y ESPECIES DE BETTA SPLENDENS

La variedad de los bettas en realidad es muy amplia y se registran más de 70 variedades distintas dentro de la especie. Puede que en las tiendas de acuarios no encuentres tanta variedad, pero si buscas a fondo, seguro encontrarás un betta que te guste y quieras traer a casa.

Pez betta cola de velo.

Esta es la variedad más común. Si has visitado una tienda de mascotas o una tienda de peces, es muy probable que los hayas visto. Su cola es delgada y su movimiento ligero hace que parezca un velo de seda llevado por el viento. En las tiendas los puedes encontrar con el nombre de pez luchador siamés. Esto porque es la variedad más popular y porque fue el primer betta en mantenerse en cautividad. Una de sus características más agradables es que, dentro de su especie, es uno de los más pacíficos.

Pez betta cola halfmoon o media luna.

Este es uno de los más atractivos. Su cría suele ser en cauteverio y su nombre proviene del giro en 180° que hace su cola, pareciendo una media luna. Junto al cola de velo, se está convirtiendo en una variedad común para los aficionados. Sin embargo, su carácter no es tan apacible y puede llegar a ser difícil que conviva con otros peces. Fue introducido por primera vez en 1980 y te recomendamos que lo mantengas en un acuario específico. No son tan comunes en tiendas, pero te puedes encontrar con criaderos de betta.

Pez betta cola de rosa.

Si has visto a este pez, seguro lo recuerdas claramente porque es difícil olvidar la forma de su cola. Críarlos es un poco complicado porque es el resultado de cruces genéticos. Tienen un pasado en común con el betta cola media luna. Sin embargo, la punta de la cola de este tiene una forma ondulada que le da ese movimiento tan particular. Debido a la mutación genética que ha sufrido, requiere cuidados especiales, así que si piensas traer a casa uno de estos, recuerda que es un poco mas delicado que el resto.

Pez betta Plakat.

Esta es la variedad que conserva más parentesco con los bettas que se encuentran en la naturaleza. Son como los antepasados de los que se encuentran en cautividad y los que se encuentran en las tiendas de acuarios. Estos necesitan tanque más grandes porque son más activos y nada mucho más que el resto, por lo que necesitan espacio para moverse de un lado a otro. Debido a que su genética está más relacionada con los bettas salvajes, son más resistentes y no suelen enfermarse o heririse con regularidad.

Pez betta oreja de elefante.

Estos también guardan mucho parentesco con los betta de los arrozales y pantanos. Las aletas que se encuentran en sus pectorales parecen las de un elefante, por eso su nombre. Son muy exóticos y llamativos. Su piel se parece bastante a las especies en la naturaleza, siendo esta menos brillantes que los bettas criados en cautiverio. Esta es de las variedades mas agresivas, por lo que es necesario que tengas un acuario sólo para él. No tendrás que preocuparte por enfermedades o lesiones porque son bastante resistentes. Aunque siempre hay que darles un ambiente sano en el que nadar.

Pez betta Crowntail o cola de corona.

Este es de los más pequeños en ver la luz la del sol. Su cría sólo se obtuvo hasta 1997 y sus aletas en forma de telaraña recuerdan las puntas de una corona. Es una especie realmente muy bonita porque sus colores son variados y muy exóticos. Esta variedad se encuentra disponible en el mercado, pero debido a su rareza y peculiaridad, no es tan fácil de encontrar. Si buscas uno de estos, tienes que estar preparado para tener condiciones de agua mucho más exigentes que el resto. Es importante mantenerlos en buenas condiciones lejos de enfermedades o infecciones porque tienen una sistema inmunológico más delicado.

Como conclusión, los peces betta son muy fáciles de cuidar. Con acondicionadores de agua, un calentador, termómetro y cambios semanales de agua, será más que suficiente para mantener a tu pez protegido de enfermedades o infecciones.

Su alimentación debe incluir proteínas que puedes conseguir en las tiendas de acuariofilia y puedes variar esta dieta con algunos alimentos vegetales. Por lo general estos son peces muy activos y reaccionan muy bien ante todo tipo de comidas. Si sigues todos estos consejos te será mucho mas fácil disfrutar de los colores, formas y comportamiento de este pez tan peculiar.

Otros artículos de interés pueden ser:
Como Eliminar las Algas de Acuario – Causas y Tratamientos mas efectivos
Caridinas y Neocaridinas – Ficha y Cuidados Gambas de Acuario

Valora este artículo:

En nuestra tienda online podrás comprar artículos destinados al mantenimiento del Betta Splendens y recibirlos en 24 horas en España.

×